Iglesia Bautista Westboro acusa a la idolatría y la homosexualidad del tiroteo de Arizona

La Iglesia Bautista Westboro, famosa por su discurso de odio y homofobia, ha tomado la tragedia del tiroteo de Tucson, Arizona para predicar el castigo de Dios.

La Iglesia ha manifestado que el tiroteo hecho por Jared Lee Loughner, quie mató a seis personas e hirió a 13, es resultado de la idolatría y la homosexualidad consentida en Estados Unidos. El líder de la secta, el pastor Fred Phelps, celebró la masacre a través de Youtube.

El Estado de Arizona prohibió la presencia de la Iglesia Butista Westboro en los funerales de las victimas el pasado 11 de enero tras aprobarse una ley que prohíbe manifestaciones a menos de 90 metros de los actos fúnebres, tras conocerse que la Iglesia haría una manifestación frente al funeral de la niña Christina Taylor Green, de nueve años, muerta en el tiroteo.

Al día siguiente, la Iglesia manifestó que renunciaría a presentarse en el funeral de Glenn a cambio de que se le diese espacio radial para predicar su mensaje de odio. Dos emisoras de Phoenix (Arizona) y Toronto (Canadá) ofrecieron espacio en las ondas a los miembros de la polémica Iglesia para detenerles en su anunciada intención de manifestarse en el funeral de Green y en el de las otras cinco víctimas de la masacre.

Esta iglesia ya ha realizado manifestaciones frente a funerales militares con carteles homófobos, para promover su opinión de que las muertes de soldados norteamericanos son castigo de Dios por permitir la homosexualidad y el aborto en los Estados Unidos.

Solo una mente plagada por la religión fanática puede llegar a relacionar las muertes de inocentes con la ira de un imaginario Dios, que no es capaz ya de hacer sus juicios inmediatamente como declara la Biblia haberlo hecho en tiempos veterotestamentarios. ¿Por qué el Dios bíblico mató fulminatemente Coré, Datán y Abiram por rebelarse contra el liderazgo de Moisés (Números 16: 31 y 32) y ahora ya no lo hace?

Ampliar información en: blog Sin Dioses

Añadir comentario