Sunday, August 29, 2010

¿Qué le debe Europa a la Iglesia? ETA y el IRA

Ahora se ha puesto de moda escribir sobre la civilización europea en una clave estrictamente cristiana. Como si la modernidad que hace diferente a Europa del resto del mundo proviniera de sus raíces cristianas. Entiendo su miedo al Islam que invade Europa, pero una respuesta cristiana no es la solución, sino la Ilustración, la Declaración de Derechos del Hombre. Además, estos “pensadores” católicos son demasiado melindrosos: una película como los 300 que presenta a los persas como afeminados y atribuye el martirio (lo que es cierto en el caso de los cristianos) y el antecedente del terrorismo suicida a los griegos debería servirles de inspiración. Pero mientras ellos escriban y los musulmanes se inmolen me parece que los cristianos (y con ellos todos) tienen las de perder.

Qué le debe Europa a la Iglesia del siglo XX: evidentemente el nacimiento de Solidaridad en Polonia y las primeras grietas en el comunismo.

Qué le debe también: el nacimiento de ETA (en su momento se publicó un libro con el título ETA nació en un seminario y se puede rastrear en memorias como las de Onaindia su importancia en los primeros tiempos, más recientes las de Setién (doctores tiene la Iglesia) y su Obispo ante ETA, no contra ETA, que a lo mejor lo mataban como le ocurrió a Monseñor Romero en El Salvador).

Que la Iglesia católica, apostólica y romana fue importante en el nacimiento del IRA también se sabía. Hoy publica El País el caso de un cura asesino en Irlanda: nueve muertos, una niña de 8 años la más pequeña. Lo ocultaron tanto la Iglesia como el Gobierno británico.

Aquí la historia: El sacerdote intocable

Fuente: Duelos y quebrantos

El sacerdote intocable

A media mañana del 31 de julio de 1972, Kathryn Eakin estaba limpiando los cristales del colmado familiar cuando explosionó la primera bomba en el pueblo de Claudy. Tenía ocho años y se convirtió en la víctima más joven de un atentado en cadena (tres coches bomba) que asesinó a nueve vecinos, cinco católicos y cuatro protestantes, en aquel enclave de Irlanda del Norte de apenas 1.300 habitantes. Ningún grupo paramilitar reivindicó el que fuera uno de los ataques más salvajes en la historia de los Troubles (el conflicto norirlandés), y tampoco nadie fue nunca detenido.

Solo 38 años después, un informe oficial acaba de confirmar que la policía de la época tenía en su mira a un cura católico como principal sospechoso, pero su identidad fue encubierta con la connivencia de los poderes del Estado y la Iglesia. Los supervivientes y los familiares de los fallecidos se preguntan ahora por qué James Chesney se erigió en el sacerdote intocable.

Las conclusiones de una segunda investigación iniciada en 2002, difundidas el pasado martes por Al Hutchinson, ombudsman [defensor del ciudadano] de la policía norirlandesa, revelan cómo los servicios de inteligencia estaban convencidos de que Chesney era nada menos que el director de operaciones del IRA (Ejército Republicano Irlandés) y estuvo implicado en la planificación del atentado. Los detectives incluso hallaron restos de explosivo en su vehículo, pero el mando policial les denegó el permiso para detener e interrogar al religioso. La antigua policía del Ulster (RUC) y el propio Gobierno conservador británico temían que ese paso diera pie a acciones de venganza por parte de los paramilitares protestantes y a las consiguientes represalias del IRA. Que inflamara todavía más las tensiones en el seno de una comunidad al borde de la guerra civil. Durante aquel turbulento 1972, casi medio millar de personas murieron de resultas de la espiral de violencia política.

Información completa en: ElPaís.com

Saturday, August 28, 2010

Pintor mexicano denuncia censura de Iglesia católica en obra con desnudos (entrevista)

Autoridades municipales destruyeron, por orden de la Iglesia católica, un mural que mostraba mujeres desnudas, pintado para celebrar los 250 años de fundación del poblado de Encarnación de Díaz, en el estado mexicano de Jalisco, denunció hoy el autor de la obra.

Francisco Pérez, que pintó en las cúpulas de la Casa de la Cultura el mural “Evolución del factor femenino”, aseguró a Efe que la censura partió de grupos conservadores ligados a la Iglesia Católica, que consideraban que había “imágenes obscenas y aberrantes” que ofendían a las familias.

Estos grupos, señaló el artista, pidieron la intervención de José María de la Torre, obispo de Aguascalientes, arquidiócesis a la que pertenece este pueblo enclavado en la región de Los Altos de Jalisco y considerada una de las más conservadoras de México.

El mural, cuya realización fue aprobada el año pasado por la anterior administración municipal, evocaba “La creación” de Miguel Ángel sustituyendo al hombre por una mujer desnuda.

Entrevista completa en: MILENIO.COM

Las atrocidades de la religión

Judaísmo, Islam y cristianismo son religiones escatológicas con narrativas lineales que comienzan con la creación y culminan con un juicio final. Las tres religiones surgen en el desierto y se fundamentan en la certeza de que los individuos pueden elegir entre el bien y el mal, y esta decisión está relacionada con la obediencia a Dios y su sistema de leyes. Esta obsesión con el bien y el mal pone a estas religiones y a sus representantes en la tierra en la difícil posición de tener que dar siempre el buen ejemplo, de elegir sin parpadear el bien sobre el mal.

Imaginemos que en noviembre de 1095, durante el Concilio de Clermont, el papa Urbano II hubiera tenido una visión en la que dos torres gemelas arden y se colapsan tras ser impactadas por extrañas máquina voladoras tripuladas por sarracenos, en una mañana de septiembre del año del señor 2001, en un continente desconocido, en un país aún inexistente. ¿Habría eso disuadido al Papa de arengar al clero para liberar la Tierra Santa de las infieles garras musulmanas? Pero ni Cristo ni Dios tuvieron la cortesía de ofrecerle un atisbo de las consecuencias de su proyecto, el cual promovió prometiendo que los pecados de todo aquel que participase en esa beatífica misión serían perdonados y que su sacrificio sería recompensado con las fértiles tierras de leche y miel de Palestina. La primera cruzada es recordada principalmente por el sitio de Jerusalén y la posterior masacre de hombres mujeres y niños, musulmanes y judíos, de la que Raimundo de Aguilers, canónigo de Puy y capellán de los invasores, escribió en sus memorias:

“Maravillosos espectáculos alegraban nuestra vista. Algunos de nosotros, los más piadosos, cortaron las cabezas de los musulmanes; otros los hicieron blancos de sus flechas, haciéndoles caer de los tejados de las mezquitas; otros fueron más lejos y los arrastraron a las hogueras. En las calles y plazas de Jerusalén no se veía más que montones de cabezas, de pies y manos: y sin embargo esto no es nada comparado con lo otro… Se derramó tanta sangre en la mezquita edificada sobre el antiguo templo de Salomón, que los cadáveres de los fanáticos de Mahoma nadaban en ella arrastrados a uno y otro punto. Veíanse flotar manos y brazos cortados que iban a juntarse con cuerpos que no les correspondían; en muchos lugares la sangre nos llegaba a las rodillas, y los soldados que hacían esta carnicería apenas podían respirar debido al vapor que de ella se exhalaba”.

Tristemente, Urbano II murió en Roma el 29 de julio de 1099, tan sólo 14 días antes de que los cruzados superaran las defensas musulmanas de la ciudad y tomaran Jerusalén matando a unas 70 mil personas, de acuerdo con ciertos cronistas, y saqueando todo objeto de valor que encontraran a su paso. En reconocimiento a sus buenas obras Urbano II fue beatificado por el papa León XIII en 1881.

Ocho cruzadas más, repletas todas de episodios sangrientos, genocidios, disentería, traiciones y auténticos ríos de mala leche, no hicieron mucho por mejorar las relaciones entre el Islam y Occidente. Asimismo, la persecución, las expulsiones y el holocausto judío tampoco nutrieron una sana comprensión entre cristianos y judíos. Pero las cosas han cambiado, a veces para mejorar, la mayoría para empeorar. Si algo caracteriza las agresiones de naturaleza religiosa es que la causa siempre puede ser situada en una provocación previa. La gente de la otra fe siempre tendrá la culpa por alguna ofensa primigenia.

La historia de la fe está repleta de grandes momentos en los que clérigos, sacerdotes, mufti, imanes o rabinos se asocian y alían a grupos, individuos o gobiernos indecentes, ilegítimos o asesinos por convicción o conveniencia. Los siguientes son tan sólo algunos de estos grandes momentos de la fe.

Fuente: Marino Navegante

Sunday, August 1, 2010

Bangladesh prohíbe los castigos religiosos

La corte alta de justicia de Bangladesh (Bengala del Este) ha criminalizado los castigos que se den por mandamientos religiosos, o fatwa, después de una serie de incidentes en que mujeres Musulmanas fueron golpeadas y castigadas, dijo un abogado del estado el Viernes.

La decisión de la corte se dió en la tarde del jueves en litigaciones de interés público por grupos de derechos humanos quienes recalcaron ejemplos de mujeres siendo públicamente golpeadas por “crímenes” como adulterio, tener un hijo fuera del matrimonio o inclusive solo por hablar con personas de otras religiones.

En algunos casos, las víctimas de violaciones eran golpeadas con un látigo por “participar” en su propio ataque.

“Los jueces han reglamentado que todos los castigos extrajudiciales en el nombre de fatwa, o mandamientos religiosos, son ilegales y no tienen autoridad legal”, dijo Akram Hossain Chowdhury, abogado gubernamental, a AFP.

La ley tambien provee ahora de castigos con cárcel a los clérigos o miembros de las cortes en aldeas que ordenen dichos castigos invocando la ley Sharia Islámica.

El abogado de derechos humanos Shadeen Malik elogió la nueva legislación la cual describió como algo “monumental”.

“Los casos de golpizas, latigazos y humillaciones públicas de personas, especialmente mujeres pobres de campo, se reducirá drásticamente después de este veredicto”, dijo Malik.

“Dice claramente que nadie tiene el poder de infligir tortura física o mental a ninguna persona en el nombre de la religión”, agregó.

No hubo una reacción inmediata de los numerosos partidos Islámicos en Bangladesh, que es 90% Musulmán.

Fuente: dios es imaginario